Los requisitos para dar una propiedad en parte de pago

Pagar el pie en muchas cuotas, permutar una propiedad por otra, buscar una vivienda en blanco para lograr un mejor precio, son algunas de las opciones que existen a la hora de buscar flexibilidades y eficiencias para comprar una vivienda. Pero si ya se tiene una y se está pensando en adquirir otra de mayor valor, también está la opción de entregar la que tiene como parte de pago. Son varias las inmobiliarias que aceptan esta modalidad. ‘Es una herramienta donde el riesgo es cero.

Aquellos que lo toman es porque no tienen más dinero que su casa o necesita cambiarse altiro y no puede esperar seis meses a que se venda’, detalla José Ignacio Reyes, gerente de Ventas Inmobiliaria Almagro. Coincide José Gabriel Cajías, gerente Comercial de Inmobiliaria Cerro Bayo, indicando que se suele recurrir a esta fórmula cuando se está más cerca de la entrega final de los proyectos, porque la persona tiene menos tiempo para vender la propiedad por su cuenta. Destaca que hasta un 15% de las unidades vendidas de sus proyectos ocupa este sistema.

Hay que destacar que no se financia el 100% de la compra de una vivienda con otra, sino que permiten pagar hasta el 50% del valor total, y el resto en efectivo o con crédito. ‘El espíritu es que sea una herramienta para pagar el pie y algo más para tener algo más grande, no el tener un departamento de 10.000 UF y querer comprar uno de 4.000 UF y pedir el vuelto’, detalla Reyes. ‘Tenemos clientes que han dado propiedades en parte de pago para comprar un departamento de aprox 8.000 UF como para una casa o depto amplio de 22.000 UF, recibiendo otro de hasta tres dormitorios de valores entre 3.000 UF y 11.000 UF’, indica Cajias. El precio por la vivienda lo definen las mismas inmobiliarias. Almagro hace un estudio propio de mercado, con cruce de información de las ventas del edificio o barrio en el Conservador de Bienes Raíces, las transacciones que han ejecutado en el sector y estado de la vivienda, entre otros factores.

Mientras que Cerro Bayo hace una tasación: ‘A ese valor de mercado, al igual que cuando uno deja el auto en una concesionaria, se le aplican deducciones por costos operacionales, financieros y comerciales. Todo eso se le presenta al cliente de forma transparente, quien tiene la opción de aceptar o rechazar la oferta’, detalla Cajías. Dante Opazo CEO de Mobysuite, indica que si bien las inmobiliarias castigan un poco el valor, entre suma y resta puede ser positivo, ya que la vivienda se vende más rápido, y funciona incluso con viviendas con hipotecarios.

Mayor rapidez

La rapidez y comodidad de hacer la transacción es el mayor beneficio de esta modalidad, no así tanto el precio que se logra, indica Francisco Ackermann, gerente comercial y cofundador de Capitalizarme. ‘Si te dicen que es el mismo precio que venderla por cuenta propia, se podría decir que es interesante’, indica, destacando que es bueno saber siempre el valor de mercado de las propiedades antes de analizar esta opción.

De hecho, no siempre será conveniente hacerle arreglos a la propiedad que va a vender para lograr un mejor precio, dice Cristián Lecaros, CEO de Inversión Fácil. ‘Conviene arreglar la propiedad cuando el mercado lo vaya a pagar. Por eso, hay que tener cuidado con hacer muchos’, indica.

Comentarios

Powered by Facebook Comments

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest