Scotiabank estima que las ventas del comercio habrían dejado de caer

Una recuperación en las ventas minoristas -excluidos los autos- podría haberse observado durante enero. Así lo estimó un análisis de Scotiabank basado en las transacciones que se realizaron en dicho mes con tarjetas de débito y crédito.

Una eventual variación interanual nula o levemente positiva del rubro permitiría dejar atrás las contracciones vistas con posterioridad al estallido del conflicto social el 18 de octubre y que implicaron una disminución de 13,1% en el último trimestre de 2019 y de 4,4% en todo el año. El repunte, dijo el documento de Scotia Economics & Financial Research, estaría siendo conducido por las mayores ventas en el segmento supermercados y, en menor medida, por combustibles y vestuario.

De hecho, proyectaron una variación interanual nula o levemente positiva en enero del Índice de Supermercados que publica el Instituto Nacional de Estadísticas (INE). Esta dinámica se compara con una fuerte contracción en las ventas durante diciembre (-6,5% anual). Como contraparte, planteó la entidad financiera, las ventas de bienes durables, en especial de automóviles, ‘seguiría siendo un lastre para el consumo’.

Durante enero las ventas de automóviles nuevos reportadas por ANAC se contrajeron 12,1% en términos anuales, fenómeno que Scotia cree que se mantendría durante gran parte de 2020. ‘El sector automotor no sólo deberá enfrentar una menor demanda durante el año, sino que también mayores costos de importación, debido a la relevante depreciación multilateral del peso en los últimos meses’, precisaron.

En Scotiabank estiman ventas de automóviles livianos de 325 mil unidades para el presente ejercicio. Por último, plantearon que el consumo debería seguir estabilizándose, pero con tasas de crecimiento acotadas, ya que los principales determinantes del gasto de los hogares seguirían deprimidos durante el año. Según el análisis, la creación de empleo ha comenzado a disminuir, y los ingresos laborales muestran debilidad, a la vez que la confianza de los consumidores se mantendría en terreno pesimista gran parte del año.

A juicio de Scotiabank, el desempeño de las ventas del comercio sería consistente con una expansión del Indicador Mensual de Actividad (Imacec) entre 0,5% y 1,5% en enero. Un pronóstico que se condice con una expectativa para el crecimiento del PIB 2020 de 1,4%, incluido un aumento de la inversión entre 0% y 1%. (El Diario Financiero)

Comentarios

Powered by Facebook Comments

Site Footer