Ciudades verticales para el futuro

La sociedad evoluciona a pasos agigantados, cambia nuestro entorno y por ende, las necesidades. En cuanto al mundo inmobiliario, los requerimientos habitacionales que había en los años 60, no guardan ninguna relación con los de los 80 o los actuales, que tratan de aprovechar los espacios de manera más inteligente y facilitando la vida de los moradores.

Las grandes viviendas plurifamiliares con pocos espacios comunes para la vecindad han quedado atrás, y hoy la tendencia apunta a casas o departamentos más pequeños pero en condominios que cuentan con piscina, zonas de jardines y canchas polideportivas, entre otros. Estos espacios comunes están girando hacia lo más exclusivo, como tener salones de belleza, gimnasios de última generación, zonas gourmet y hasta instalaciones para invitados con el fin de suplir la falta de espacio en cada hogar.

Otro tema importante es el ahorro energético, por eso muchas de sus instalaciones de iluminación son con luces led o de bajo consumo, sus jardines con sistemas de ahorro de agua, entre otros sistemas sustentables.

Ya hay varias ciudades que están lanzando prototipos de ciudades futuristas, con complejos habitacionales que incluyen vivienda, espacios de trabajo y servicios de ocio, para que sus habitantes lo tengan todo en el mismo lugar y eviten desplazarse perdiendo tiempo y evitando estresarse con tacos y bocinazos.

Otra idea es el concepto de ciudades verticales, urbes que se extiendan a lo alto en vez de lo ancho. La falta de espacios en las grandes ciudades o centros urbanos hace pensar que se usarán altos edificios con todo lo necesario para el bienestar, incluso con áreas verdes. Las personas se podrán desplazar caminando a su casa, a su trabajo o al lugar de ocio y solo usarían sus vehículos para viajes de fin de semana.

Todas estas tendencias, por un lado, deben resolver las necesidades de las personas y, por otro, tener cuidado en sus diseños para que sean más vanguardistas y con estilo. Entonces al parecer la moda viene dada por tener todo en el mismo complejo residencial, los espacios se deben adaptar a las necesidades de sus propietarios y no al revés, deben ser amables con el medioambiente, altamente tecnológicos, ofrecer mayor calidad de vida e incentivar a hacer convivencia en comunidad, con todos los servicios al alcance para no salir de la urbanización. (El Mercurio de Valparaíso)

Comentarios

Powered by Facebook Comments

Site Footer