TPM: Qué es y cómo influye la tasa de interés interbancaria en el bolsillo de los chilenos

Un alza de 2,5 a 2,75% fue lo que resolvió el Banco Central a mediados de octubre para la Tasa de Política Monetaria, incremento impulsado por un mayor dinamismo de la inversión y la sólida expansión que se prevé para el consumo privado.
¿QUÉ ES LA TPM?
La Tasa de Política Monetaria (TPM) es, según el Banco Central, la tasa de interés objetivo para las operaciones interbancarias que el organismo procura lograr mediante sus instrumentos de política monetaria: líneas de crédito, depósitos, repos, operaciones de mercado abierto.

¿CUÁL ES SU OBJETIVO?
El Banco Central (BC) tiene como objetivo el control inflacionario. Su política es de metas de inflación: en un plazo de dos años, la inflación anual proyectada deberá converger un 3%. Mediante la TPM, el ente rector consigue efectos en la demanda y la oferta de bienes y servicios: si es una tasa alta, cuesta más endeudarse, baja el consumo y, así, la inflación, y viceversa.

¿PARA QUÉ SIRVE Y QUÉ INSTRUMENTOS RIGE?
La TPM se vincula con la tasa interbancaria, que rige los préstamos que se hacen los bancos entre sí de un día para otro. El Banco Central influye en esas tasas a través de su TPM, inyectando o retirando liquidez en sus grandes operaciones de mercado abierto.

¿CÓMO SE DECIDE LA TPM?
El consejo de cinco miembros del BC se reúne ocho veces al año, fechas que se fijan en septiembre, a votar el nivel de la TPM. Informan su opción a través de un comunicado cuya base prepara la División de Política Monetaria. En cada cita participan altos ejecutivos del banco y el ministro de Hacienda, todos con derecho a voz, pero el voto se reserva solo para los consejeros. De haber empate en una decisión (que podría ocurrir si, por rotación del consejo, se encuentra conformado por un número par), el presidente dirime con su voto. El ministro puede suspender una decisión del consejo por 15 días, a no ser que la unanimidad del consejo insista en su resolución.

¿CÓMO INFLUYE EL CONTEXTO ACTUAL EN ESTA DECISIÓN?
La economía ha consolidado un mayor ritmo de crecimiento desde principios de año, contribuyendo al cierre de holguras y a la convergencia gradual de la inflación hacia la meta. De esta manera, se ha hecho menos necesario continuar con una política monetaria claramente expansiva (que, en términos reales, es incluso negativa). La situación actual, por lo tanto, requiere comenzar retirando el impulso monetario, que es lo que anunció en septiembre, y comenzó a implementar en octubre.

¿CÓMO INCIDE EN LOS CRÉDITOS?
Una TPM mayor implica un costo de fondeo más alto para bancos e instituciones financieras. Este costo más alto se transmite a otras tasas a distintos plazos, como créditos de consumo, hipotecarios y comerciales, afectando directamente a los clientes.

Comentarios

Powered by Facebook Comments